30 sept. 2014

Solo somos polvo al viento.

Dinero. Dinero. Morlacos. Biyuyo. Sustento. Feria. Liquidez. Dinero.

Esta será, quizás, una de las cosas más ignorantes que jamás escribiré, pero...

El otro día estábamos hablando de dinero y dije algo como:
MJ - No me gusta el dinero.
¿? - Ah, menos mal, porque tenía unos 10,000 pesos de sobra ahora mismo, y no quería dártelos.
MJ - No, osea, no me gusta que el trabajo cueste dinero.
¿¿?? - ¿Entonces?
MJ - Debería costar cosas.
¿?  - Tu trabajo cuesta 498 gansitos y una soda de 2.5 litros.
MJ - No, tanto pero... si... videojuegos, no sé. No dinero. No me agrada la idea del dinero. El concepto del dinero.

Cuando uno tiene dinero, tiene la ansiedad de gastarlo, imagina y anticipa qué es lo que podría hacer con ese dinero, porque el dinero es el potencial de tener lo mucho, pero cuando alguien tiene algo, solo está limitado a ese algo, está atado a esa condición de ese algo y tiene que aprender a ser feliz, o estar completo consigo mismo y esos algos.

Simplemente, uno se puede dar cuenta en el ejercicio mental que es:
1 - Hola, tengo en mi cuenta de banco 1 millón de pesos.
2 - Wow, genial, ¡qué exitoso! ¿qué te vas a comprar?

A un muy diferente:
1 - Tengo 122 Xbox One guardados en casa.
2 - ¡Vaya raro! [...] Oh, bueno... ¿me darías uno?
Uno puede darse cuenta realmente cuál es el impacto que tiene una cifra manejada en dineros.

Por cierto, esa es el estimado actual de a cuantos Xbox One es equivalente 1 millón de pesos.

Recuerdo también que alguna vez en clase, un compañero, de esos de los cuales se hacen llamar emprendedores, en su ansia de sonar como que daba una de sus famosas pláticas dinámicas y de apertura de mentes, dijo en frente de la clase algo como:
G - ¿Quién quiere vivir solo de un salario fijo? -Gran parte del salón levanta la mano-.
G - Ahora, ¿quién quiere vivir, por ejemplo, de solo lo que gana un investigador? -Menos manos levantan la mano-.
G - Bien, ¿quién solo quiere vivir de un salario bajo de un maestro y de investigador del CONACYT? -Solo una mano levantada-.

No hace falta decir, que el emprendedor lo tomó a reto.

Ahora ya tienes, tus miles de gansitos y tus cientos de Xbox en mano, y te das cuenta que algo falta para acompañarlos. Necesitas una soda de naranja o durazno, y a ese Xbox le vendrían muy bien unas baterías recargables con todo y su cargador porque eventualmente, estarás jugando y te dará sed el caminar para ir por más baterías y en ese instante mismo, sabes que ya no tienes dinero, y ese millón de pesos ya no son oportunidades, sino cosas.

También pienso en la idea que es alguna vez tener hijos, y de que no quisiera que personas que estén bajo mi tutela, también arrastraran esa idea de lo que podría llegar a convertirse, mediocridad con consentimiento o conformismo apático.

Pero cuando hablo, de cuando en cuando, sobre el futuro con mi tío, él suele decirme algo como:
T - Yo por eso le digo a tu primo siempre.- Una forma más de decir "´No tengo jurisdicción real sobre ti al no ser tu padre, pero de tenerla"- ¿Te gusta la vida que tienes?
MJ - ...
T - El me dice que si, que sí le gusta, bueno yo le digo entonces que trabaje, que por eso estoy sembrando en él.. para que él después siembre en los demás. Que los cimientos que con él estoy construyendo, sean una cadena para el mejoramiento, que recuerde que no somos perfectos sino perfectibles. Que lo yo le doy a él, sea algo menor de lo que él sea capaz de darle a los suyos. Él es muy diferente a tu prima, el nunca se echa para atrás, en cambio tu prima no, cada derrota la tira para abajo y la tira para abajo. Cada uno tiene formas diferentes de moverse. Uno como líder tiene que seguir moviendo a los demás, porque es una carga, una cadena como te digo. Y ustedes, tú y tu hermano, que son mayores, deben de poner ya el ejemplo. Él con su trabajo, tú con tus proyectos de estudio.
MJ -  Si, eso creo. Supongo...
T - Entonces, así es como te lo pongo, la cosa es...

Pero es como gustes. Sin presiones.